29 de junio de 2006

La marsellesa

Cuando el autobús que transportaba a la selección francesa llegó al estadio de Hannover fue recibido de una manera tan despreciable como irónica: españoles que no aparentan haber evolucionado mucho su intelecto desde los tiempos en que sus antepasados de segunda (como ellos) masacraban indígenas por andar en pelotas en las Indias, les dieron la bienvenida imitando sonidos de mono en clara alusión a los jugadores de color de Francia. La ironía está en que la selección de la nación más racista del mundo, fuera recibida con expresiones de un racismo tan recalcitrante, primario e imbécil.
Después, durante la ceremonia de los himnos, la afición española volvió a hacer gala de su clase y estúpida soberbia abucheando el himno más hermoso del planeta: La marsellesa. Para los jugadores de Francia, lobos avezados y experimentados en esto de las guerras en campos de batalla verdes con líneas blancas, aquellos insultos no hicieron más que herirles el orgullo. Y uno no se mete así con un lobo herido. Sólo lograron recordarles que hace 8 años la mitad de ellos levantó la copa en Saint-Dennis, y los seleccionados de España, que cuando eso pasó seguían en las fuerzas básicas de algún club español, se acordaron también.
Hoy ya pasaron 8 años y esa misma mitad se encuentra avejentada, lenta, con las habilidades yéndose de las piernas como entre regates. Pero en la cancha esas cicatrices de batalla infunden respeto y temor en los rivales. Roberto Carlos supo que Brasil le iba a ganar a Inglaterra en los cuartos de final de Corea-Japón cuando las dos selecciones se encontraron en el túnel de salida, y los ingleses agacharon la mirada. No es difícil imaginar a Iker Casillas, portero de España, evitando mirar a los ojos al Francés Fabian Barthez; pésimo arquero estos días, pero que hace 8 años cuando besó la copa mundial en Francia ya se llamaba Fabian Barthez.
España empezó ganando pero Francia empató pocos minutos después, haciendo gala de una frialdad impresionante. Se habían olvidado que llegaron a Octavos de final con un juego de lástima, especialmente Zidane. Cuando en el segundo tiempo los niños españoles salieron al campo inseguros del mejor juego de conjunto y habilidad que habían demostrado en la primera ronda, tal vez Aragonés deseó haber convocado a Morientes o a alguno de los jugadores experimentados que olvidó y relegó a favor de una nueva camada de jugadores, talentosos y avezados en las ligas de Europa, pero no en mundiales. Como ejemplo está Puyol, bicampeón de España y de la Champions League, líder de una de las mejores sagas de la historia europea junto con Rafa Márquez, capaz de hacer que un delantero llenarse de miedo al verlo llegar tarde a la marca, pero llegar, capaz también de regresarle la tranquilidad al Barcelona cuando todo mundo está nervioso porque Ronaldinho se levantó con ganas de sonreír pero no de jugar, pero… pero en la copa del mundo, de una manera casi imperceptible, las cosas son diferentes. La experiencia y la historia juegan papeles demasiado preponderantes, sobre todo en el último minuto. Llamarse Zinedine Zidane, aunque tus piernas apenas te respondan a los 36 años, todavía te da el favor de Alguien para llegar al área enemiga en tiempos de compensación, desparramar a Puyol, engañar a Casillas y meter el gol.

Mañana empiezan los cuartos de final, juegan Alemania – Argentia e Italia – Ucrania. 6 de las 8 selecciones supervivientes ya fueron campeonas. De esas 6 va a salir el campeón, pues no creo que la historia permita llegar lejos a Portugal, mucho menos a Ucrania. Las historias épicas generalmente suceden en los últimos 10 días del torneo, cuando sólo quedan vivos los protagonistas de las batallas del pasado.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

ayyyyyyyyy es un chorro q flojera haha

SuneVal dijo...

jajaj el anonimo de arriba no sabe que para esos casos es mejor poner una carita


=)

Besos sabor michelada de mango?? ORale!! habra que probar...

sleeping beauty dijo...

para mí, el fut sux
pero pues obviamente para tí no.

le tigre es genial
baja canciones de ellos
jaja

por quién vas a votar?
eeeeeeeh era caldo de pollo
:)
hahahaha!

chokö dijo...

le tigre es cool el fut no, ya bajè dos discos. jejeje. Vàmos me gustaba màs tu blog cuando hablabas de cosas màs chidas como el amor, desamor, polìtica y medios de comunicaciòn...

bueno, pero no dejo de leerte jejeje.